miércoles, 26 de agosto de 2009

Historias

Historias que caminan a paso firme, a paso lento, o casi corriendo.
Que suben y se sientan junto a otras…que se miran, que se sonríen o que ni siquiera se percatan entre sí.
Que descienden, que suben…a los ómnibus.
Historias sonrientes y serias, historias de pocos años y de muchos.
Rostros con huellas de lo vivido, y rostros en los que recién empiezan a marcarse los caminos.
Frenadas de arribo y aceleradas de partidas. Dos palomas por allí, moviéndose con naturalidad entre el bullicio.
Todos rostros distintos, como las historias que los tallan.
Unos llegan y otros parten y yo en este banco como fuera de ritmo pero consciente, mirando, llenándome de este movimiento y este transcurrir de los minutos mientras espero…espero que salgas y que vengas a mí, y contigo subirme a formar parte de este vagón de historias y compartir este pedazo en que la tuya y la mía son las mismas…

9 comentarios:

Mi Chica dijo...

Ojala sea así...que recordemos las cosas siempre con una sonrisa...

Un beso Mar y Sol

Alatriste dijo...

Eso somos, un cúmulo de historias. Algunas buenas y otras malas, pero todas nos dejan algo. Me alegro de volver a leerte. Un abrazo y confío en que vaya todo genial al otro lado. Cuídate.

Nochestrellada dijo...

instantes en los que podemos parar observar
sentir...
hermoso!
un beso

Allek dijo...

hola!
he vuelto a regresar!
checalo..
un abrazo!

val dijo...

hola! gracias por por haberte pasado por mi ventana! la verdad dejé un poco en el aire este tema de mi blog, pero he vuelto.... y no queria dejar pasar por los lugares que me han visitado en este tiempo,pese a mi "ausencia"...

Espero que te encuentres bien...y estaremos en contacto...

un abrazo!

beker dijo...

Historias de ayer y de siempre, unas que se tropiezan y otras que pasan de largo, porque hay tantas cosas escritas en cada mirada... un gran abrazo amiga de los mares y los sentimientos

manu dijo...

jejeje me gustó el texto.

ese momento de sentirse ajeno, de mirarlo todo y sentirlo un poco absurdo.

...para luego...volver a eso!


nos pasa constantemente, estimo que no muchos se toman el tiempo de detenerse un ratito, de respirar o de agarrar un poco de perspectiva....aunque sea errónea.

besouuuuuu
atte. manu

Réckiem dijo...

¿No sería interesante leer todas esas historias? A mi también me gustaría encontrar una historia que tenga un punto en común con la mía...
¡Un abrazo!

Tomás Mielke dijo...

no esperemos más y súbete a este u otro bus, e llevaré a mi hotel o donde tú quieras


un abrazo